Boris Izaguirre: «He sido una persona con pocos propósitos, el máximo es adelgazar»

El estiloso Boris Izaguirre pasó por el programa `Palco VIP´ para ver de cerca un partido de basket del Estudiantes. Nos dio a conocer sus impresiones sobre este deporte, los proyectos en los que está involucrado y habló sobre el tema del protocolo.

¿Qué tal la experiencia?

Me gusta mucho más el baloncesto que el futbol, lo encuentro un deporte más intelectual y elegante. Me gusta como esta dividido en sus tiempos, me parece que todo eso lo combina como un deporte más estiloso. Es menos visceral que el futbol y quizás por eso, siempre va un poco por detrás, pero para verlo de cerca es muchísimo más emocionante.

¿Habías estado alguna vez en algún partido?

Sí, estuve en las Olimpiadas de Londres en la final entre España y Estados Unidos de América. Fue un extraordinario estreno para acudir a un deporte que no conocía de nada, me entusiasmó ya desde entonces mucho y por eso acepté esta invitación.

¿Y en el Palacio?

Es la primera vez, no podemos decir que tenga la misma emoción del Estadio Olímpico pero conocemos el Palacio tanto de otra forma como hogar de extraordinarios conciertos, la mayoría de ellos de personajes muy amigos. Ha sido una fantástica invitación, ha sido estupendo estar a pie de cancha porque a veces he tenido miedo de que la pelota me fuera a caer a mí y no saber qué hacer con ella. Y luego también porque estos últimos tiempos son de una adrenalina descomunal, el hecho de que tres segundos puedan marcar tanto la diferencia de un partido… no hay nada en el mundo que se le pueda comparar, ni el final de una buena película, una buena secuencia no consiguen tener esa reunión de emoción y velocidad como estos tiempos que tiene el baloncesto.

618-1Has hecho multitud de  programas en televisión ¿Cuál es el que más ha significado para ti?

No sé la verdad. He tenido una suerte extraordinaria de trabajar con grandes profesionales, evidentemente con Javier Sardá, con Jordi González y ahora con Ana Rosa Quintana, que me parece una mujer fantástica, una directora magnifica, no solamente de sus colaboradores sino de su propia productora. Nunca aprenderé más de ella porque todo lo que tiene encima es bastante intransferible, pero es un privilegio conocerla y verla trabajar de cerca.

¿Qué te queda o te gustaría hacer?

Nunca en la vida me he planteado propósitos, yo he sido una persona que ha tenido muy pocos propósitos, el máximo quizás yo creo que es adelgazar y mantenerme delgado. En este momento estoy muy bien como estoy. Me estoy tomando esta etapa de mi vida con más sosiego, con una cierta distancia…si se puede decir.

Muchos libros, ¿de cuál estás más orgulloso?

Soy muy feliz escribiendo mi columna para El País todos los sábados, “La paradoja y el estilo”. Pienso que es un lugar fantástico de estar, significa mucho, es probablemente el periódico más importante en español y con una enorme importancia para América Latina. Ser una de sus firmas significa un objetivo muy importante. La columna va a cumplir 3 años en febrero, han sido tres años magníficos de aprender cada semana a escribir más y mejor, de entender cómo funciona el humor, la ironía, la literatura y la información en 900 palabras. De eso es de lo que estoy más orgulloso, sin duda.

Ligado a temas de moda y protocolo ¿Cuál es la falta de protocolo más común?

No utilizar el usted, siempre es preferible abrir cualquier dialogo y cualquier presentación con el usted. Siempre tendrás tiempo de pasar al , pero es muy difícil que vuelvas al usted.

Alguna que te haya llamado la atención….

Me llama la atención cómo se sientan determinadas personas en los funerales. Mi columna en El País es expresamente sobre eso, lo que ha pasado con este famoso autofoto de Obama, Cameron y la primera ministra danesa en los funerales de Mandela. Pero también me acordé que en los funerales de Micha Gan, en los 90, sentaron juntos a Raniero de Mónaco con Fidel Castro. Siempre he querido saber cuál fue la razón que hizo que Francia sentara a dos personas tan distintas y que son jefes más o menos totalitarios de espacios muy pequeños como Cuba o Mónaco.

¿Tienes algún libro en proyecto?

Escribir es una cosa muy solitaria y misteriosa, es mejor no revelar nunca mucho de ello y luego disfrutar del éxito o no que puedan tener.

En la tele te podremos ver…

Con Ana Rosa, estamos muy contentos. No sé si se repetirá la experiencia de Mira Quién Salta, ni si contarán conmigo, fue muy divertido hacerlo. Ni la propia cadena se imaginaba el éxito que podía tener el programa. Fue un éxito que salvó de alguna manera la primavera de este año de la cadena.

¿Siempre es divertido hacer este tipo de shows?

La televisión que conozco básicamente es entretenimiento y yo defiendo muy mucho el entretenimiento por encima de todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *